Cosas que sobran en la construcción de la paz


la-violencia-en-colombia-3-728La construcción de la paz es un proceso y puede tardar años. Pero es un proceso en el cual todos debemos poner algo. Aquellos que acusan el proceso de paz de dar beneficios a los de la Farc y se oponen vehemente a la firma de un acuerdo que pondría fin a cinco décadas de terror y violencia, tienen derecho a exhibir sus razones y a defenderlas. De hecho ello es importante en una democracia. Pero oponerse a un proceso de paz es en realidad difícil, porque ¿quién se opone a la paz? ¿quién aboga por la continuación del conflicto? Es muy legítimo que se exija un proceso de paz transparente y también unas garantías para la distribución de la justicia. Pero ello debe estar balanceado con la necesidad de cesar el camino de las armas. Nadie, en medio de un abaleo y cuando llega la policía, comienza a gritar que manden a la cárcel a quienes aún disparan. Lo primero es hacer que cesen de disparar y para ello es importante un diálogo y en un diálogo, por fuerza, hay un acuerdo que consiste en garantías, compromisos, pérdidas y ganancias.

Pero como dice la historiadora Diana Uribe, un proceso de paz no es sólo un diálogo entre dos facciones, sino que se trata del querer de todo un pueblo. Es una generación que dice basta a la violencia y, para decirle basta a la violencia, hay que decirle basta al odio y a la venganza, romper ese ciclo de violencias, esa espiral de violencias que puede acabar no con una sino con muchas generaciones más.

Si los colombianos todos no le decimos unánimemente NO a la guerra y SÍ a la paz, es muy posible que tengamos que gastar otra e incluso otras generaciones más en medio de la sangre y el odio.

Cosas que tenemos que suspender para que la paz sea real:

La politización del proceso de paz

El largo y complejo conflicto colombiano es, sin duda, un conflicto político y social. Eso quiere decir que a la base del conflicto, subyace una profunda raíz de odios políticos. No olvidemos que La Violencia fue abiertamente un guerra entre los partidos tradicionales conservador y liberal. Esa raíz subsiste y se hace cada vez más compleja. Por ejemplo, la polarización de los dos partidos continúa de algún modo a través de la multitud de partidos que hoy se nos presentan, pero que no son otra cosa que la diversificación de dos corrientes: liberales y conservadores.

Por eso, los colombianos, a la hora de llegar a la paz, tenemos que ponernos por encima de esa disposición de luchas políticas y divisiones de partidos. Cuando muchos ponen el rostro del actual presidente Santos en el proceso de paz, cometen un error, porque la paz no es de un partido, una ideología o una campaña de gobierno. Es posible que ciertos líderes políticos quieran utilizar el proceso de paz para quedar bien, pero es nuestra responsabilidad la de evitar que eso suceda con una democracia fuerte e inteligente. Otros temen que los líderes de la guerrilla lleguen al poder. Eso también dependerá de la voluntad del pueblo y del tipo de país que queremos.

Un país que incluye a todos

Desde el triunfo del centralismo liderado por el presidente Nuñez, Colombia se ha pensando siempre como un monolito en todo sentido y desde la perspectiva central de Bogotá. Esta tradición también está a la raíz de la violencia porque desconoce una profunda y rica realidad colombiana: somos un inmenso país lleno de riquezas – no sólo naturales – sino culturales, sociales, de pueblos, infinidad de costumbres que nos hace universal y ligados a todos los continentes de la tierra.

Tenemos pues que dejar de pensarnos como un pueblo monolítico, con un sólo idioma, una sola identidad, una sola raza (vaya usted a dudarlo), una sola religión (nunca hemos tenido una sola religión), una sola política ni mucho menos una sola ideología.

Anuncios

2 thoughts on “Cosas que sobran en la construcción de la paz

  1. No pude encontrar ningún registro, pero TIENEN que tenerlo en cualquier documento oficial que te den en Colombia. Revisando su reputación en Internet, se ve segura, pero es muy bajo su nivel de recomendación de usuarios y encontré revisiones artificiales. Una revisión negativa asegura que la susodicha tiene problemas de competitividad administrativa, falta de un manejo adecuado del recurso humano y una pobre comunicación como la falta de una respuesta efectiva a inquietudes de sus usuarios.

    Te recomiendo no confiar de este tipo de sistemas que aunque sean benignos en realidad crean una relación de explotación (de tan bueno no dan en tantas partes), no des dineros sin una seguridad ABSOLUTA de que obtendrás un beneficio, no firmes nada que no entiendas bien y LEE Y ANALIZA rigurosamente toda clausula.

  2. Cordial Saludo
    Quisiera saber cómo se hace para saber si una compañía reclutadora de personal para trabajar en el extranjero con base en Bogotá es legal y no se trata de narcotráfico de personas (trata de blancas).
    La empresa se llama SGFGlobal su página http://www.sgfglobal.com

Deja un mensaje

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s